UNA LECCIÓN SOBRE EL PERDÓN

“Sea quitada de vosotros toda amargura, enojo, ira, gritos, maledicencia, así como toda malicia. Sed más bien amables unos con otros, misericordiosos, perdonándoos unos a otros, así como también Dios os perdonó en Cristo.”‭‭Efesios‬ ‭4:31-32‬ ‭LBLA‬‬

Una de las características más evidentes de una verdadera conversión es el cambio en la relación con nuestros semejantes.

La forma en que les hablamos y tratamos debe demostrar la forma en que hemos sido tratados por Dios luego haber pecado durante toda nuestra vida.

En los versículos de hoy vemos un claro contraste entre nuestra vida pasada y nuestra nueva vida en Cristo.

El viejo hombre

  • Tiene amargura en su ser.
  • Permanece enojado.
  • Anda airado.
  • No habla, grita.
  • Sus palabras son difamadoras.
  • Y sus actos estas llenos de malos propósitos.

Esto no debe ser así en un cristiano. La palabra del Señor nos llama “nuevas criaturas” ya que hemos dejado lo viejo, es más nos hemos despojado del viejo hombre como quien se despoja bruscamente de una ropa sucia.

Ahora somos llamados a revestirnos con toda la armadura de Dios para que podamos estar firmes contra las asechanzas del diablo.

El nuevo hombre

  • Es amable con su prójimo.
  • Es misericordioso.
  • Perdona de la manera en que Cristo le perdonó a él.

La amabilidad es una virtud que cada vez se hace más escasa en nuestra generación, todo el mundo corre tras sus propósitos y nadie puede detenerse a pensar y compadecerse de las necesidades del prójimo.

Sin embargo nuestro Señor Jesucristo vio a las multitudes y tuvo compasión de ellas.

El resentimiento es una de las actitudes más comunes, se dice que hoy en día muchas personas prefieren dejar de hablarle a otra antes que pedir o dar perdón.

Sin embargo nuestro Señor Jesucristo amó con gran amor a Pedro inclusive luego de haberle negado tres veces.

Viendo estos ejemplos ¿persistirás en guardar rencor en tu corazón?

Habiendo recibido tan grande perdón de nuestro Señor Jesucristo ¿persistirás en no perdonar?

El corazón que no perdona las faltas de los demás es un corazón que no ha apreciado en realidad la manera en que Cristo le ha perdonado.

Y un corazón que no perdona está incapacitado para ser usado por Dios.

Que este sea el día de reconciliación.

MANCHEGO MARTIN.PNG

Y un corazón que no perdona está incapacitado para ser usado por Dios.

Redes Sociales

http://www.facebook.com/ManchegoMusic

http://www.instagram.com/martin_manchego

http://www.twitter.com/ManchegoMusic

http://www.youtube.com/MartinManchegoMusic

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s